Recordando un fracaso: ¿se aprende del error?

Hemos insistido en varios escenarios en que el paradigma del fracaso debe erradicarse de las organizaciones. Éste consiste en pensar que fracasar es estancarse, cuando en realidad es la oportunidad para evolucionar y mejorar.

Una de las compañías más grandes del mundo se ha equivocado varias veces. Coca Cola sigue siendo recordada por haber intentado con varios sabores y haber fracasado en el mercado. Pero hace poco más de un año, tuvo un fracaso que no fue tan publicitado por estas tierras.

Con la muy buena intención de crear conciencia sobre lo que el ser humano está haciendo con el ecosistema de los osos polares, la empresa pintó de blanco sus latas rojas. Sin embargo, en pleno desarrollo de la estrategia debió ponerle freno porque los consumidores, sus consumidores, empezaron a quejarse diciendo que confundían esta nueva presentación con su Diet Coke. Vale recordar que en Estados Unidos esto representa un problema muy grave, pues las quejas provinieron de diabéticos que sintieron que su vida estaba en peligro.

En conclusión, Coca Cola canceló la producción de más de 1.000 millones de latas blancas con osos polares pero, y aquí viene lo bueno, decidió mantener los osos en las latas rojas (como se aprecia en la imagen). Para nosotros, esto es aprender de los errores.

Mientras algunos ni se dieron cuenta, otros criticaron a Coca Cola por cambiar su tradicional rojo y no acordarse de que los cambios, en una marca tan tradicional, son complicados (recordando aquel fracaso de New Coke). Para nosotros, es importante destacar cómo la empresa aprendió y corrigió de manera muy rápida y eficiente este error. Por eso creemos que las empresas deben aprender de sus errores y no desgastarse en peleas inútiles para determinar quién tuvo la culpa, al fin de cuentas todos nos equivocamos... hasta las empresas más grandes!
El equipo de AZUL Innovación
síganos en @AZULinnovacion
visítenos en http://azulinnovacion.co y www.azulinnovacion.com

Comentarios

Entradas populares