El día de la mujer es todos los días

Celebrar un día de la mujer es injusto. Son ellas quienes cargan con la responsabilidad de la vida, el amor y muchas otras cosas importantes para el ser humano. Celebrar un día de la mujer es apenas un justo reconocimiento a su labor, su entrega y su compromiso permanentes con la humanidad. No hablamos de negocios.

Sin embargo, nos llamó la atención que, como en otras fechas comerciales, marcas, productos y servicios de toda índole pretenden aprovechar dicha fecha para incrementar sus ventas. Sin embargo, nos preguntamos por qué no hacen lo que sería lógico, en vez de intentar hacerlo en un solo día.

Es un hecho que las mujeres son diferentes a los hombres. Su capacidad de hacer varias cosas al mismo tiempo las define como "multitask", pero no sólo en eso se diferencian, pues su proceso de compra es muy diferente al de los representantes masculinos.


Hay estudios que indican que las mujeres se demoran más en comprar, pero esa demora hace que observen, miren, detallen, revisen muchos más productos y/o servicios y, como consecuencia de ello, terminen gastando un poco más que los tacaños hombres, para quienes "salir de compras" no significa -en general- nada más allá que ir a buscar lo que se necesita, escogerlo, pagar y devolverse al punto de partida.

Las mujeres, con su maravillosa riqueza conceptual, valoran mucho más el servicio que los hombres. Pero además, están dispuestas a pagar más cuando el servicio sobrepasa sus expectativas. Una mujer bien atendida no sólo estará satisfecha sino que, casi con seguridad, hará gala de su mayor habilidad en el lenguaje para divulgarlo y llamar a nuevas clientes a su negocio (empresa).

Lo que nos preguntamos, entonces, es por qué las empresas insisten en venderle a las mujeres como si su proceso de compra fuese igual al de los hombres que dirigen la empresa. La primera herramienta de segmentación es el género (más conocido como "sexo": masculino/femenino) y se aplica para clasificar a hombres y a mujeres. Las mujeres son estupendas clientes pero hay muy pocas empresas pensando en ello. Valdría la pena que los Gerentes se bajen de su pedestal (muchas veces masculino) y entiendan que las mujeres son el mercado más grande del mundo.

Feliz día, mujeres! Gracias por enseñarnos tantas cosas.
El equipo de AZUL Innovación
síganos en @AZULinnovacion
visítenos en http://azulinnovacion.co y www.azulinnovacion.com
consúltenos por horas en www.enbuscadesentido.com

Comentarios

Entradas populares