Liderazgo y desempeño: ¿qué se necesita para ser Ministro?

En Colombia, y casi en cualquier país del mundo, los(as) Ministros(as) del Gobierno son una especie de fusibles (dicho así por la prensa, incluso) que le permiten al Presidente administrar pequeñas o grandes crisis.

Es así como, cuando hay una gran crisis, la renuncia o salida de un Ministro(a) resulta en el sacrificio perfecto para la opinión pública, ávida de un "cambio" más de forma que de fondo.

Llama la atención que en el sector privado, reconocido por ser un poco más eficiente que el público, las cosas no funcionan así. Suele pasar que el relevo de un alto directivo pasa primero por evaluar su desempeño y su liderazgo dentro de la Organización.

En el más reciente Gobierno de Canadá, los Ministros han sido escogidos con base en su profesión y su carrera profesional. Es decir, el desempeño y el liderazgo en sus campos es lo que los ha llevado a ocupar el puesto. Es sabido que los Gobiernos negocian con los partidos políticos estos puestos en aras de que haya representatividad de todos los sectores, pero cayendo en delicados problemas burocráticos.

Mientras tanto, en un estudio hecho aquí por una reconocida revista local, en Colombia los Ministros son, sobre todo, abogados y economistas. Algunos califican esto como un desacierto total y ponen como ejemplo el Ministerio de Salud, que debería estar comandado por un médico.

Sin embargo, y esa es la razón que motiva esta entrada, esto es parcialmente cierto. Si bien un médico, con experiencia y liderazgo, vendría bien a la cartera de Salud, es un hecho que los problemas de la salud en Colombia no pasan por el tema médico sino por el tema económico y administrativo. Es decir, en este caso, casi que es mandatorio que alguien que tenga esta experiencia esté al frente del Ministerio para intentar solucionar los problemas que lo aquejan.

Si se revisan otras carteras, podría pensarse igual. Un agrónomo en Agricultura. ¡Magnífico! Pero existen problemas legales y de propiedad de tierras por doquier. Un Empresario en Industria & Comercio, pero los asuntos técnicos (vivimos en un mundo globalizado) son tantos que tendría que ser un(a) genio. Y así sucesivamente.

A veces la percepción que tenemos los ciudadanos de a pie es que el Gobierno pone allí a sus "amigos" para fines no tan benéficos, lo cual pasa en el sector privado (y mucho). Sin embargo, las personas que encabezan estos Ministerios, en ocasiones, hacen grandes sacrificios personales y económicos (el Gobierno no suele pagar bien) para aportar su conocimiento, experiencia y liderazgo. Sería un buen aporte empezar a ver el vaso medio lleno, con un poco del optimismo canadiense.
El equipo de AZUL Innovación
síganos en @AZULinnovacion
visítenos en www.azulinnovacion.com

Comentarios

Entradas populares